EL AMOR ES FUERTE COMO LA MUERTE-I

¡Es tan sublime y tan bello sentirse amado! Y el primero que sintió esta dulzura fue Dios, en aquel tiempo de paraíso e inocencia.

soycurayhablodejesucristo

Elisa Shejtman

Encontraréis la segunda entrega pinchando aquí.

Encontraréis la tercera entrega pinchando aquí.

“Creer en Dios no alcanza. ¡A Dios hay que amarlo! (…) Me dirás: “Pero ¿cómo se puede amar a Dios más que a un hijo?” (…) 

“El primer mandamiento es una llave maestra. No fue creada la Ley de Dios para establecer categorías, más que la de dar a Dios lo que se merece. Pero sin reducir la capacidad de amar al resto de la creación. Amar a Dios por encima de todo nos habilita para amar con toda la capacidad y la plenitud que nuestro corazón posee. Así, amarás a tu hijo, por ejemplo, de un modo más perfecto.”

¡Con qué entusiasmo acogió Elisa la petición de un artículo sobre el amor a Jesús! Hace de ello bastante tiempo, pero ella sabrá perdonarme. Os lo doy en tres entregas: hoy, mañana y pasado.

Sirva el…

Ver la entrada original 600 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s